Llora el fútbol: Diego Armando Maradona murió a los 60 años

El eterno ’10′ de Argentina sufrió un paro cardiorrespiratorio en la casa donde se había instalado luego de haber sido operado por un hematoma subdural.

0
153
Sigue a QEDINE en Facebook

Diego Armando Maradona, el de la ‘mano de Dios’, el eterno ’10′ de la selección Albiceleste, el de ‘la pelota no se mancha’, el del mejor gol en la historia de los mundiales; el ícono, ha fallecido a los 60 años luego de sufrir una descompensación tras un paro cardiorrespiratorio en su domicilio en Argentina.about:blank

Maradona, quien en 1986 levantó la Copa del Mundo con su selección, quien también vería su carrera futbolística desmoronarse a causa de sus adicciones a las drogas así como por denuncias de violencia, vio su salud deteriorada luego de que fuera intervenido por un coágulo cerebral hace unas semanas.

De acuerdo a distintos reportes de periodistas y medios argentinos, sufrió una descompensación por la mañana de este miércoles y, pese a los esfuerzos del personal de salud que llegó a su vivienda, no resistió.

Matías Morla, agente y amigo de Diego Armando Maradona, confirmó la irreparable pérdida que acaeció en residencia del astro en el distrito de Tigre en Buenos Aires, donde estuvo bajo cuidado médico tras ser dado de alta el 11 de noviembre.

Maradona, siempre Maradona

Pocas dudas quedan sobre su legado futbolístico, sobre el impacto que ha tenido en la sociedad de Argentina, país que ha decretado tres días de duelo a causa de su fallecimiento. Pero queda mucho más.

Maradona fue siempre la mejor interpretación de sí mismo. Un excéntrico en la cancha. Uno que no aguantaba silbidos cuando sonaba el himno nacional de la Albiceleste. El que levantó el puño para marcarle a Inglaterra. El que celebró como nadie con la Copa del Mundo. Uno, además, que también fuera denunciado por sus exparejas por violencia de género.

El nombre del Pelusa quedará registrado en la mejor etapa de la selección argentina; sin embargo, su trayectoria como futbolista fue opacada en reiteradas veces por polémicos episodios. Como en marzo de 1991, cuando formaba parte del Nápoles y dio positivo en una prueba antidoping tras disputar un partido ante Bari por la liga de Italia. Fue suspendido 15 meses.

Luego de ello voló a Argentina y, apenas un mes después, la justicia de su país determinó que debía llevar un tratamiento terapeútico. Fue detenido por la Policía por poseer drogas junto a un grupo de amigos.

Y cuando parecía que el escándalo y el astro finalmente se estaban separando, dio positivo a efedrina en el Mundial de Estados Unidos 1994 y fue suspendido 15 meses otra vez. Años después asistió por apenas 10 días a un programa de rehabilitación y en 1997 tuvo su tercer doping, luego de un Boca Juniors vs. Argentinos. Esto desencadenaría su retiro.

“Porque se equivoque uno, no tiene que pagar el fútbol. Yo me equivoqué y pagué, pero la pelota no se mancha”, comentó hace ya varios años, portando la camiseta de Boca Juniors y abrazándose mientras soltaba cada palabra. Una corta frase que es de las más recordadas de su vida.

Así fueron pasando los años por Diego Maradona. Asumiría como entrenador de la ‘albiceleste’ también pero se iría goleado por Alemania en el 2010. Sería protagonista de épicas imágenes desde las graderías del estadio en Rusia 2018 y sus últimos días los pasaría en su amada Argentina. Porque si hubo algo infaltable en su vida, eso fue la pasión por los colores de su país.


¡No te olvides de seguirnos también en nuestra cuenta de Instagram, Qedine, y nuestra cuenta de Twitter, @qedine!

Suscríbete a nuestro canal de Youtube y descubre todo lo que tenemos para ti:

Y tú, ¿Qué opinas?

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here